Los estudios confirman que el embarazo es CONTAGIOSO

Pensar en el embarazo no es algo sencillo, implica muchos factores antes de pensar en tener un bebé, tales como: edad, madurez de la pareja, economía y muchos otros. Es un gran paso para los padres, ya que tener un hijo es una gran responsabilidad en la vida.

No es una coincidencia que cuando una amiga o pareja queda embarazada, algunas mujeres a su alrededor hacen lo mismo.

Estudios realizados por la Universidad de Bamberg, Alemania, realizaron algunas pruebas con 42.000 mujeres que trabajaban en 7.600 empresas diferentes, donde confirmaron que al año siguiente, una de las empleadas dio a luz a su bebé, aumentando las posibilidades de que sus parejas quisieran ser madres.

Otro estudio del Instituto Nacional de Salud de Adolescentes de Estados Unidos analizó a 1,700 mujeres de entre 15 y 30 años de edad durante unos 15 años, donde los científicos confirmaron que los embarazos planeados eran más frecuentes después del nacimiento de una amiga cercana.

También encontraron que la decisión de quedar embarazada depende de lo que hagan sus amigas, no sólo en relación con tener hijos, sino también de otras decisiones, como el uso de métodos anticonceptivos o la decisión de tener un aborto. Después de dos años, las probabilidades disminuyen.

¿Cuál es la razón?

Algunas mujeres tienen un sentido desarrollado de maternidad, cuando ven al hijo de otra persona, se desaniman y se emocionan. Cuando una amiga cercana o una mujer queda embarazada, la confianza en sí misma crece en otras mujeres, pensando que a ellas también les gustaría ser madres. Las mujeres en edad reproductiva aumentan su seguridad y confianza al motivarse a concebir.

Razones para decidir tener hijos al mismo tiempo

  1. compartir experiencias

Cuando una mujer embarazada comparte las noticias de su embarazo con sus amigos o seres queridos, algunas mujeres recuerdan sus experiencias pasadas cuando eran madres y quieren volver a experimentarlas, en los casos en que no tuvieron hijos, la emoción de escuchar las experiencias del embarazo las motivará.

  1. Un estilo de vida similar

Muchas mujeres en la etapa reproductiva se sienten motivadas cuando su amiga cambia repentinamente su estilo de vida, va a las citas médicas, come saludablemente, los ejercicios, incluso los cambios en su cuerpo, pueden llegar a ser envidiados por muchas mujeres.

Cuando tienes una amiga embarazada y decides hacerlo, puedes compartir con ella muchas actividades que involucran y fortalecen la ilusión de ser madre.

  1. Acompañamiento y fortaleza ante los miedos y las inseguridades

Las mujeres que dan a luz por primera vez a menudo tienen miedo de lo que implica el parto, así como de las responsabilidades a las que tendrán que enfrentarse. Si quedas embarazada al mismo tiempo que una amiga, puedes compartir tus miedos, dudas y ansiedades para construir su confianza.

  1. Un futuro amigo para tu bebé

Muchos niños nacen sin un compañero de juegos, por lo que es un gran beneficio tener hijos al mismo tiempo que tus amigos. Ahora las reuniones se convertirán en fiestas infantiles y bautizos. Tanto las mujeres como los hombres de la familia fortalecerán sus lazos de amistad compartiendo momentos especiales con sus hijos.

No es una coincidencia ver a varias mujeres embarazadas al mismo tiempo. El deseo de tener un hijo se duplica cuando te rodeas y vives con él.

Related Posts

About The Author

Add Comment

A %d blogueros les gusta esto: