6 consejos para cuidar tu piel durante la menopausia

Los problemas de la piel no son exclusivos de la adolescencia o cercanos a la edad, también hay otras ocasiones en las que las mujeres atraviesan cambios hormonales que afectan su apariencia, pero no son tan importantes, como en la menopausia. Esto es diferente en cada persona, puede aparecer antes o después de cierta edad y con diversos síntomas. Si bien para algunos el problema de la piel no es un factor preocupante para otros, genera cambios importantes. En esta ocasión, te ofrecemos una lista de consejos básicos que te permitirán cuidar tu piel en esta nueva etapa para que luzca lo más saludable posible.

1-Use productos hidratantes

Conocer los cambios que ocurren en su piel es el primer paso para aprender a tratarla. El estrógeno es fundamental para el buen funcionamiento de la piel, así como para los vasos sanguíneos, glándulas sebáceas, folículos pilosos y melanocitos. Ya que se relaciona con la producción de colágeno, ácido hialurónico y la mejora de la función barrera de la piel, que mantiene la hidratación. También influye en la actividad de las glándulas sebáceas, la cicatrización de heridas y la reducción de la inflamación. Aunque el efecto de la progesterona no es tan claro, se cree que ayuda en la elasticidad y pigmentación de la piel.

En el momento de la menopausia, estas hormonas tienden a disminuir y por lo tanto las funciones que realizan para mantener la salud del órgano más grande del cuerpo. Esto produce cambios importantes en el aspecto, por lo que se deben realizar cambios en la rutina de cuidados, ya que la función barrera se debilita y produce menos grasa en general. En otras palabras, la piel se vuelve más seca y sensible. Por tanto, lo ideal sería utilizar productos más espesos e hidratantes después del lavado, cuando aún están húmedos.

2-Incluye protector solar

Este es un producto que siempre debe estar presente en la vida de una persona y en cualquier edad, por lo que si antes no era importante, ahora debe tener un protagonismo mayor. Cuando la producción de colágeno cae con la menopausia, es fundamental usar protector solar a diario, ya que los rayos ultravioleta disminuyen aún más esta proteína y aumentan la pigmentación de la piel. En el mercado existen varias opciones que se adaptan a las necesidades de cada persona, por lo que las excusas ya no son válidas.

3-Limpia tu rostro

Es importante que siempre laves tu piel con agua y un limpiador suave en lugar de jabón, también evita exfoliaciones agresivas que pueden cortar y rasgar la piel que se ha vuelto más vulnerable. Trate de elegir limpiadores para pieles más secas con fórmulas cremosas para que no absorban la humedad como pueden hacer las versiones en gel o espuma.

Es posible que deba buscar artículos aprobados para pieles sensibles, ya que el nivel de pH cambia alrededor de los 50 años y hay una mayor probabilidad de que tenga un sarpullido y se irrite fácilmente. Por ejemplo, aquellos sin fragancia, con propiedades antiinflamatorias, hidratantes y calmantes.

4-Elige los productos cosméticos adecuados

Al disminuir los niveles de estrógeno que ayudan en la producción de colágeno y ácido hialurónico, las líneas finas, la papada y la piel flácida comienzan a destacarse. Cuando se trata de analizar la línea de productos a utilizar, considere agregar aquellos que contengan retinol, bakuchiol o péptidos para estimular el colágeno. También son útiles los enriquecidos con vitamina C, E, ácido ferúlico que reducen la inflamación, protegen y fortalecen la piel a la vez que le dan luminosidad.

5-come bien

No solo es importante cuidarse por fuera, los hábitos que tienes influyen en cómo quieres verte por fuera. Necesitas comer bien para obtener los nutrientes que necesitas a través de platos balanceados que incluyan proteínas, grasas saludables y fuentes de antioxidantes. Incluso el bienestar intestinal está relacionado con el de la piel. Asimismo, aumente su consumo de agua a lo largo del día, duerma bien, mueva su cuerpo, evite fumar. Puede optar por suplementos de colágeno para ayudar a su cuerpo.

6-Prueba un maquillaje más brillante

A la hora de mejorar el aspecto del rostro, el maquillaje es el toque final que se puede utilizar, ya que con el paso de los años tiende a volverse opaco y menos vibrante. No necesitas usar muchas cosas, solo aplica un rubor con brillo sutil, un iluminador o iluminador para áreas específicas y una base ligera con un acabado satinado suave, dejándote más natural y fresco.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Related Posts

About The Author

Add Comment

A %d blogueros les gusta esto: